viernes, marzo 14, 2008

FRAGMENTOS PARA AGUJEREAR LA REALIDAD


Decimos que hoy la realidad es múltiple. Tal como en mí discurre esa idea, lo que ocurre es que habiéndose desdibujado los parámetros que han constituido la realidad de lo real, (a saber -aquello de lo que se puede hablar y que puede ser intercambiado por dinero-) debido sobre todo a la hiperinflación de las comunicaciones producida por el uso masivo de las nuevas tecnologías y a la reconducción del Deseo a una infinidad de posibilidades deseantes que han convertido las mercancías en fetiches donde se encarna la única forma vulgarizable del espíritu; ahora todo es susceptible de ser real, aunque su estatuto de realidad siga dependiendo de la cantidad de dinero por el que se pueda intercambiar. Así cuando la realidad ha estallado y es múltiple nuestra tarea requiere una hermenéutica capaz de distinguir, de entre las realidades inventadas, cuáles son hipóstasis del capital y cuáles aquellas invenciones que nos hacen más libres porque el capital no las puede absorber, no las puede comprar. Detectar en qué formas de la realidad nos ocultamos de nosotros mismos. Atrevernos a imaginar o pensar de qué forma del entendimiento habremos de dotarnos para agujerear la realidad, es decir para soportar la Verdad.